Confianza de Empresarios aumenta a pesar de nuevos riesgos e incertidumbre

Mientras que los Empresarios de todo el mundo sienten que tienen mucho de qué preocuparse en el 2017, la confianza en sus propias perspectivas de crecimiento y perspectivas para la economía mundial están nuevamente en aumento.

En la 20ª encuesta anual de gerentes generales (CEO Survey) realizada por PwC en todo el mundo, el 38% de los encuestados confía en las perspectivas de crecimiento de su compañía en los próximos 12 meses, mientras que el 29% cree que el crecimiento económico global aumentará en 2017.

Los hallazgos publicados en el Foro Económico Mundial de Davos, muestran que mientras los líderes empresariales son más positivos en sus perspectivas, sus niveles de preocupación por la incertidumbre económica (82%), la sobre-regulación (80%), siguen siendo muy altos. También están creciendo las preocupaciones por el proteccionismo, con un 59%, y aumentando al 64% para empresarios en Estados Unidos y México.

Aunque los beneficios de la globalización en la construcción de la libre circulación de capital, bienes y personas son positivos, los Empresarios se preguntan si la globalización ha hecho algo para cerrar la brecha entre ricos y pobres o mitigar la cuestión del cambio climático. Esto está en contraste con la primera encuesta de empresarios de PwC en 1998, cuando los empresarios fueron positivos sobre los impulsores de la globalización.

Bob Moritz, Presidente Global de PwC, comenta:

“A pesar de un tumultuoso 2016, la confianza de los Empresarios está retrocediendo, aunque lentamente y todavía muy lejos de los niveles que vimos en 2007. Pero hay señales de optimismo en todo el mundo, incluso en el Reino Unido y EE.UU., donde a pesar de las predicciones de un desplome de Trump y una salida de Brexit, la confianza de empresarios en el crecimiento de su compañía está para arriba a partir de 2016. Y ese humor se refleja en otra parte, con más empresarios a través del mundo que apunta los EE.UU. y Reino Unido para la inversión.

“Mientras que los Empresarios están más confiados en la oportunidad para el crecimiento, este año nos dijeron que estas son las tres preocupaciones más latentes: una estrategia de la gente y de la tecnología que crea una fuerza de trabajo apta para la era digital; preservar la confianza en sus negocios en un mundo de interacciones cada vez más virtuales; y hacer que la globalización funcione para todos, participando cada vez más con la sociedad y colaborando para encontrar soluciones. Todos los temas que estuvieron presentes en la agenda de Davos”.

Aumenta la confianza en el crecimiento de los ingresos

En contraste con el 2016, la confianza del empresario en su propio crecimiento de ingresos de un año está en aumento en casi todos los países importantes del mundo, con India (71%), Brasil, donde los niveles de confianza se han más que duplicado (57%), Australia (43%) y el Reino Unido (41%) en el tope de la tabla. La confianza también aumentó 11 puntos en China al 35%, 6 puntos en los EE.UU. al 39% y 3 puntos en Alemania al 31%. En Suiza los niveles de confianza se han más que duplicado llegando a 34%.

En España, México y Japón, donde los niveles de confianza se han reducido, el que más ha disminuido es el de Japón, pasando de 28% en 2016 a 14% hoy.

Cuando se preguntó qué impulsa el crecimiento, la expansión orgánica encabeza la agenda de más de tres cuartas partes de los empresarios con 79%, mientras que el 41% está planeando una nueva actividad de fusiones y adquisiciones en 2017 y cerca de un cuarto (23%) de empresarios planea fortalecer sus capacidades de innovación y capitalizar nuevas oportunidades.

Donde los Empresarios buscarán crecimiento.

La primera encuesta global de empresarios de PwC mostró que los mercados emergentes como China e India son una apuesta segura para el éxito. Pero la cambiabilidad de los mercados, exacerbada por la volatilidad de las monedas, ha llevado a los empresarios a recurrir a una mayor mezcla de países. La encuesta de este año muestra que los EE.UU., Alemania y el Reino Unido se han convertido en prioridades más grandes, mientras que el entusiasmo por invertir en Brasil, India, Rusia y Argentina se ha reducido desde hace tres años.

Los cinco países identificados como los más importantes para el crecimiento son Estados Unidos, China, Alemania, Reino Unido y Japón, con el Reino Unido creciendo en popularidad como destino de crecimiento con los empresarios de la región. Estados Unidos (+ 4%), China (+ 11%), Alemania (+ 8%) y Suiza (+ 25%).

Shanghai, Nueva York, Londres y Pekín también fueron identificadas como las cuatro principales ciudades más importantes para las perspectivas generales de crecimiento de una organización durante los próximos 12 meses.

Globalización

El 58% de los líderes empresariales piensa que se ha vuelto más difícil equilibrar la globalización con las tendencias crecientes en el proteccionismo. Las preocupaciones contrastan con sus opiniones en la primera encuesta de empresarios de PwC que informó que “la corporación global típica tiene tanta libertad de comercio como necesita”.

Durante los últimos 20 años los empresarios han sido en gran medida positivos sobre la contribución de la globalización a la libre circulación de capital, bienes y personas. Sin embargo, los encuestados de este año se muestran escépticos de que ha mitigado el cambio climático o ayudado a cerrar la brecha entre ricos y pobres. Esto es similar a la opinión del público sobre estos temas en una encuesta de consumo separada realizada por PwC a más de 5000 personas en 22 países.

Sólo el 38% de la población cree que la globalización ha tenido un impacto muy positivo en la mejora de los movimientos de capital, personas, bienes e información, en comparación con el 60% de los empresarios. Casi dos tercios, 64%, del público creen que la globalización ha ayudado a crear un empleo pleno y significativo, en contraste con más de tres cuartas partes de los empresarios (76%). El público también está menos convencido que los líderes empresariales, de que la globalización ha creado, en gran medida, una mano de obra calificada y educada (29% del público frente al 37% de los Empresarios).

“El descontento público tiene el potencial de dañar la confianza que es necesaria para el desempeño sostenible a largo plazo de cualquier negocio. El verdadero desafío aquí, no es sólo el cómo los empresarios navegan, sino la necesidad de que los mismos tengan una relación más profunda y bidireccional con las partes interesadas, los clientes, los empleados y el público. Comprender la causa raíz del potencial, descontento o percepción es un primer paso crítico hacia la comunicación de los beneficios del negocio para la sociedad. Es importante alcanzar un crecimiento global inclusivo “, comenta Celso Malimpensa, Líder de PwC Ecuador.

Tecnología y Confianza

Los empresarios nos dicen que la tecnología ahora es inseparable de la reputación, de las habilidades y del reclutamiento, de la competición y del crecimiento del negocio. Casi una cuarta parte cree que la tecnología modificará completamente la competencia en su industria durante los próximos cinco años (23%).

Aunque nos encontramos en un mundo impulsado cada vez más por la tecnología digital, la cual ha creado una nueva dinámica entre los negocios y los clientes, con grandes beneficios para ambos, el 69% de los empresarios dice que es más difícil ganar y mantener la confianza de la gente en este entorno, mientras que el 87% cree que los riesgos del uso de las redes sociales podrían tener un impacto negativo en el nivel de confianza en su industria. El 91% de los empresarios también está de acuerdo en que la privacidad de los datos y las cuestiones éticas podrían afectar la confianza de las personas en sus organizaciones en los próximos cinco años.

Hace 20 años, la confianza no era alta en el radar de negocios para los empresarios, mientras que hace 15 años sólo el 12% de ellos creían que la confianza pública en las empresas había disminuido considerablemente. Este año, al 58% le preocupa que la falta de confianza en las empresas perjudique el crecimiento de su empresa, frente al 37% en 2013.

Después de varios problemas de seguridad y tecnología de alto perfil para las grandes empresas, los empresarios sorprendentemente identifican la seguridad cibernética, las brechas de privacidad de datos y las interrupciones de TI como las tres principales amenazas tecnológicas a la confianza de las partes interesadas.

“Es importante mantener la confianza en la era digital, sin embargo, la ventaja competitiva será para aquellos con mayor capacidad para convertir la tecnología en su fuerza, junto con la capacidad de conectarse con sus partes interesadas en una relación continua basada en la confianza “, Celso Malimpensa, Lider de PwC Ecuador.

Habilidades y trabajos

La preocupación por las habilidades se han casi triplicado en 20 años (de 31% en 1998 a 77% en 2017) y el capital humano es una de las tres prioridades empresariales, con la diversidad, inclusividad y la movilidad de la mano de obra. La disponibilidad de habilidades es una preocupación de más de tres cuartas partes, el 77% de los líderes empresariales, y es más alta para empresarios en África (80%) y Asia Pacífico (82%).

Más de la mitad de los empresarios (el 52% vs el 48% en 2016) espera aumentar la planilla en los próximos 12 meses. El Reino Unido (63%), China (60%), India (67%) y Canadá (64%) figuran entre los países con los planes de contratación más ambiciosos. Los directivos de la industria de Salud (64%) y de la Tecnología (59%) tienen los planes de contratación más ambiciosos, siendo los empresarios del Gobierno y del sector público (32%) los que menos tienen.

Mientras que sólo el 16% de los líderes de negocios encuestados espera reducir su base de empleados en general, los empresarios dicen que el 80% de los trabajos afectados será de alguna manera por el uso de la tecnología o la automatización. Los líderes empresariales en Canadá (100%), Estados Unidos (95%), Alemania (93%), Australia (92%) y Brasil (91%) consideran que la tecnología tiene el mayor impacto.

Más de la mitad de los líderes empresariales entrevistados, el 52%, ya está explorando los beneficios de cómo los seres humanos y las máquinas pueden trabajar juntos, y dos de cada cinco (39%) están considerando el impacto de la inteligencia artificial en las necesidades futuras de habilidades.

Debido a la velocidad del cambio tecnológico, una preocupación para el 70% de los Empresarios, no es sorprendente que las habilidades en creatividad e innovación, liderazgo e inteligencia emocional se identifiquen como las habilidades más valiosas, que los empresarios tienen dificultades para reclutar.

Bob Moritz, Presidente Global de PwC concluye:

“Los Empresarios están preocupados porque la escasez de habilidades clave afectará el potencial de crecimiento, relevancia y sostenibilidad de sus empresas, y son las habilidades blandas las que más valoran. No se pueden codificar las habilidades de la innovación y la relación. Actuar en consecuencia – un equilibrio entre la tecnología y las habilidades insustituibles en sus personas es clave. La gestión de las expectativas con las partes interesadas ayudará a tener la confianza necesaria para sobrevivir y prosperar. La priorización del elemento humano en un mundo más virtual será un requisito previo para el éxito futuro”.

Fuente y logo: PWC